El FMI aprobó el acuerdo con dudas

Domingo, 28 de Octubre de 2018

  • macri-lagarde-1-21

El directorio del FMI aprobó el viernes la revisión del acuerdo firmado en junio, que incluye aportes por U$S 6300 millones extra y la aceleración de los giros para que la mayor parte del dinero llegue antes del final de 2019. Pero su dictamen muestra algunos reparos sobre el éxito del programa.

El staff técnico que el Fondo elevó al directorio dice "No hace falta decir que la gran escala de financiamiento bajo el programa revisado crea riesgos significativos para el Fondo". Lo que preocupa es "el grado en que el capital privado participará en la financiación de Argentina en los próximos meses. Si la proporción de roll-over (renovación de los bonos que vencen) es más baja que la asumida en el programa, los mayores recursos que aportará el Fondo no alcanzarían para cubrir la balanza de pagos y las necesidades fiscales".
Por la profundización de la crisis, admiten un error de cálculo y estiman que "el sector privado renovará el 50% de los próximos vencimientos, creciendo gradualmente hasta 70% a fines de 2019 y a cerca de 100% en 2020, cuando vuelva la confianza". Para cubrir esa diferencia es que el Fondo aceptó ampliar el préstamo original de U$S 50 mil millones y adelantar las cuotas.

El FMI duda que se mantenga el apoyo social y político al ajuste propuesto por las autoridades, particularmente si la recesión económica se profundiza. El riesgo aumenta por que habrá elecciones nacionales en octubre de 2019".

 Los lineamientos del programa aprobado el viernes son los que se anunciaron hace más de un mes: equilibrio fiscal en 2019, reemplazo del sistema de metas de inflación por el de agregados monetarios, dólar flotante (aunque dentro de límites fijados por el Banco Central) y tasas altas hasta que bajen las expectativas sobre aumentos de precios. La novedad es que el gobierno acepta que la baja del PBI será mayor: caería entre 2% y 3% este año, y de 0,5% a 2% en el próximo. Pero confía en que el nuevo tipo de cambio haga levantar las exportaciones y ayude a salir de la recesión en el último trimestre de 2019. 

Esta semana llegarán U$S 5670 millones y en diciembre otros U$S 7600 millones. El año que viene habrá una remesa de U$S 10.800 millones en marzo y otras dos de U$S 5400 millones en junio y septiembre. Contando el anticipo cobrado en junio, al término de este mandato de Mauricio Macri el gobierno habrá cobrado el 88% del préstamo, en lugar del 59% previsto en un principio. Para el siguiente turno presidencial sólo quedarán siete cuotas trimestrales de U$S 970 millones, a cobrar entre diciembre de 2019 y junio de 2021.